31.3.07

Señor gerente

ayer no vine a trabajar, señor gerente,
porque era un lindo día.
a mí me pareció más conveniente
comprar un kilo de pan, hacerlo migas
y darle de comer a las palomas
en la fuente.

no sé, no lo pensé, que mi herejía
debiera ser castigada tan duramente.
pero ayer fui feliz. ¡qué lindo día!

aplique usted su ley, no lo lamente.

2 Comments:

At 12:40 a. m., Blogger Bugman said...

Este comentario ha sido eliminado por el autor.

 
At 12:41 a. m., Blogger Bugman said...

Si todos como usted, Dios no permita,
en vez de trabajar como procede
hicieran como usted, que al ocio cede
y a darle de comer a palomitas
se fueran sin pensar en sus deberes
haciendo pertinaz su rebeldía
negándose a dar su plusvalía
entregándose sin más a sus placeres

No habría quien ningún trabajo hiciera
y nadie en consecuencia fabricando
y mucho se estaría amontonando
pues hacemos estantes de madera

Vuelva al trabajo, no sea otario.
Le descuento un día de salario.

 

Publicar un comentario

<< Home