27.4.08

Prohibido explicar

–Te quiero.
–¿Por?
–Porque te quiero, porque me gustás.
–Es muy genérico. Tiene que haber algún porqué, alguna especificidad.
–Me gusta tu forma de ser, me hacés reír.
–Eso es por la novedad, no es una cualidad duradera.
–Me atraés físicamente.
–Eso se agota aún con mayor velocidad. Con la convivencia, por ejemplo.
–Te necesito.
–No sirve, es inseguridad.
–Sos buena compañía.
–Suena limitado, lo mismo podría decirse de una mascota, de un perro, de un animal.
–Siento que somos el uno para el otro, que el destino nos puso en un mismo camino para que nos cruzáramos, que nos completamos, que para cada uno de nosotros el otro encaja de manera ideal.
–No seas fatalista. Si así fuera, ¿dónde queda la voluntad?
Se hace una pausa. Un silencio. El ruido de los autos pugnando por llegar a alguna parte, más allá del ventanal.
–No sé, tal vez tengas razón. Quizás no te quiero.
–Por un momento pensé que eras la persona perfecta para mí, qué lástima.

10 Comments:

At 8:28 p. m., Blogger La condesa sangrienta said...

Le dejo a Gonzalo Rojas para que conteste por mí:

ENIGMA DE LA DESEOSA

Muchacha imperfecta
busca hombre imperfecto de 32,
exige lectura de Ovidio, ofrece:
a) dos pechos de paloma,
b) toda su piel liviana para los besos,
c) mirada verde para desafiar el infortunio
de las tormentas;
no va a las casas
ni tiene teléfono, acepta
imantación por pensamiento.
No es Venus;
tiene la voracidad de Venus.

 
At 10:17 p. m., Blogger Geoffrey Firmin said...

Nada más se puede comentar luego de la genialidad que acaba de estampar la Condesa. Aplauso, y de pie.
Saludos

 
At 12:42 p. m., Blogger stel said...

eso pasa por cuestionar tanto las cosas, aunque siendo realista, si de veras no era la persona perfecta mejor saberlo de entrada que no 10 años más tarde....

 
At 4:49 p. m., Anonymous Anónimo said...

ya que nos extrañamos, cuando nos vemos?

 
At 9:04 a. m., Blogger J. Hundred said...

*condesa! acepta imantación por pensamiento, dice el poeta. punto para el poeta. a ver si le presta atención al poeta de una buena vez.

*geoffrey firmin! esto de venir hasta acá para decirle a la condesa que tiene buenas tetas, me parece un despropósito, una enormidad. ahora, si usted fuera al blog de la condesa a decir que yo tengo buenas tetas, creo que me parecería peor.

*no! stel, no estoy de acuerdo. usted dice que si en verdad no es la persona perfecta conviene saberlo de entrada y no diez años más tarde. yo creo, con toda la humildad que me proporciona mi exquisito talento, que usted omite una delicada opción. quizás convenga no saberlo nunca.

*anónima! escríbame por línea privada y fijamos coordenadas espacio-temporales para hacer alguito. nos encontramos en una esquina, le canto una estrofa de ‘zona de promesas’, caminamos unas cuadras de la mano, comemos un par de porciones, no sé. algo absolutamente genial, sin pretensiones, ojalá que llueva.

 
At 9:52 a. m., Blogger Roedor said...

Eso le pasa por intentar "dialogar" en lugar de arrancarle la ropa, ¿vio?

 
At 6:11 a. m., Blogger stel said...

tu exquisito talento acierta, a veces hay cosas que es mejor no saber.

 
At 9:07 a. m., Blogger J. Hundred said...

*roedor! aprovecho que usted es un políglota, y se lo digo de la siguiente forma: carambeishon.

*stel! hay cosas que mejor no saber, hay cosas que mejor olvidar.

 
At 7:55 a. m., Blogger Caia said...

excelente lo de la condesa.
No hay que preguntarse tanto, ni decir tanto, ni intentar saber que se siente o no, simplemente disfrutar el momento...

 
At 12:05 a. m., Blogger Lara said...

Y cuál es el problema de enterarse 10 años más tarde? mas tarde de qué? en definitiva fueron 10 años, lo que es mucho...

 

Publicar un comentario

<< Home