12.12.08

Paso y quiero

Sos mala.
Sos tan mala que si te picara una víbora, la propia víbora iría, arrastrándose, de qué otra forma, hasta la guardia del hospital más cercano, a pedir un antibiótico.
Sos tan mala que un cocodrilo, frente a vos, movería la cabeza de un lado a otro, apretando los dientes como sólo un cocodrilo sabe hacerlo, negándose a abrir la boca.
Sos tan mala que un tiburón pasaría a tu lado nadando de costado, con una simpática gorra de baño en la cabeza, tarareando una dulce tonada, intentando imitar a Rita Hayworth.
Sos muy linda, pero sos mala.

6 Comments:

At 12:04 p. m., Blogger Yoni Bigud said...

En el universo femenino, las relaciones entre la belleza y la maldad son estrechas.

Eso es una auténtica pesadilla.

Un saludo.

 
At 12:04 a. m., Blogger Roedor said...

Las lindas son las únicas malas que valen la pena.

Las malas son las únicas lindas que valen la pena.

Por eso vale la pena la conjunción.

 
At 4:05 a. m., Blogger BromoLuz said...

Cantemos juntos:

Mala porque no me quieres
mala porque no me tocas
mala porque tienes boca
mala cuando te conviene
mala como la mentira, el mal aliento y el estreñimiento
mala como la censura, como rata pelona en la basura
mala como la miseria, como foto de licencia
mala como firma de Santana, como pegarle a la nana
mala como la triquina, mala mala y asesina
mala como las arañas mala y con todas las mañas
mala como el orden, la decencia, como la buena conciencia
mala por donde la mires, mala como una endodoncia
mala por naturaleza, de los pies a la cabeza
mala, mala, mala pero bonita.

Atris Hadad, Mala.

 
At 4:06 a. m., Blogger BromoLuz said...

oops era Astrid Hadad :P

 
At 8:29 a. m., Blogger J. Hundred said...

*yoni bigud! una de las acepciones de ‘pesadilla’ en el diccionario es: preocupación grave y continua. un saludo para usted.

*roedor! creo que fue el bocha faulkner quien dijo ‘entre la pena y la nada, elegiré la pena’.

*bromoluz! bien por astrid, que hace brillar un poco estos muebles viejos. como usted diga, cantemos.

 
At 10:21 p. m., Anonymous Anónimo said...

Y dice:
yo sufrí tanto de pibe
ay! no me hagas acordar.

nunca pude elegir nada
vengo del fondo del mar

(no soy mala por deporte. Ojota)

 

Publicar un comentario

<< Home