12.8.14

Seres de luz


Fue estudiado, hace como mil ochocientos años, por los indios. No, creo que está mal dicho, por los hindúes. Sí, claro, por los hindúes, de ahí salió el yoga, la meditación, de ahí salió todo lo que tiene valor, la verdadera sabiduría. ¿De dónde querés que salgan las cosas importantes, de la Universidad de Palermo?
Los tipos se dieron cuenta, mientras buscaban lo real, la trascendencia, la vida eterna, llamalo como quieras, como más te guste.
Se dieron cuenta que el ser humano derrama lo más importante, casi la totalidad de su energía, como si fuera la cosa más natural del mundo. El ser humano no se da cuenta y va perdiendo lo más sagrado. A través de los sentidos.
Calculá, más o menos, ponele que el 90% de la energía se te va a través de la vista. Sí, claro, vos no te das cuenta, ni lo pensás, pero estás mirando. Todo el tiempo. A través de los ojos, viendo, viendo todo, te vas quedando sin alma, embotado, aturdido. Te vas muriendo.
Si hicieras la prueba, si te fueras una semana a Pinamar, en invierno, y te pasaras esa semana con los ojos vendados. Cerrados y vendados, sin ver. Bueno, rejuvenecerías entre diez y quince años de un saque. Estamos enchastrados, embrutecidos de tanto ver, de todo lo que vemos. Lo único que tenés que hacer es dejar de ver, por una semana, y te transformarías en un semidios, tu vida cambiaría.
Después viene lo que escuchás, y si querés, al mismo tiempo más importante todavía, lo que hablás. Si hacés el ejercicio, el experimento, de dejar de hablar, por una semana, te cargarías como una pila Varta. Podrías trepar a los árboles como si fueras un chimpancé, la energía que desperdiciás al hablar te permitiría hacer proezas, elevarte, alcanzar alturas del conocimiento que son, hasta ahora, para vos, tan inconcebibles como desconocidas. Una semana sin hablar, es todo lo que necesitás para que cambie por completo el sentido de tu precario paso por la tierra.
Sí, también está la energía sexual, se ha escrito mucho al respecto. La energía sexual es la naturaleza en estado latente, puro, lo primario y primitivo, pulsión de vida. No es tan directo e inmediato como las anteriores, lo que se pierde al mirar, al hablar, pero si pudieras estar sin tener actividad sexual, ponele, por dos meses, y pasados esos dos meses te hicieras un chequeo, bueno, tu médico se quedaría sin palabras. Te diría que te dieron los resultados de los análisis clínicos de otra persona. De un adolescente, alguien recién salido a la vida.
Y si probaras estar sin ver, sin hablar, y sin coger, todo junto, bueno, no. Las cosas no suelen ser tan lineales, los fenómenos que te estaba explicando son mucho más complejos y van más allá de tu capacidad de comprensión, de raciocinio. A lo que vos te referís es a estar casado.

8 Comments:

At 8:55 a. m., Blogger WOLF said...

Con cuanta frecuencia observo fenómenos parecidos que generan efectos opuestos... Será el cristal con el que miro... Un saludo

 
At 8:05 a. m., Blogger J. Hundred said...

*wolf! fenómenos parecidos y efectos opuestos, también hay fenómenos opuestos y efectos parecidos. pareciera que el mundo se divierte así. 1saludo.

 
At 3:06 p. m., Blogger Viejex said...

Jajajajjaja!!!!Excelente, Hundred!

 
At 9:58 a. m., Blogger J. Hundred said...

*viejex! me temo que usted ha comprendido, con prístina claridad, lo complejo del asunto. lo que equivale a decir que está (o ha estado) espiritualizado hasta las repelotas. lo saludo con inusitada empatía.

 
At 10:13 a. m., Blogger Viejex said...

Tan prístina como dolorosa claridad, mi viejo. Y aún así no escarmenté y volví a buscar la luz donde no debía, como siguen haciendo las estúpidas polillas acercándose al fuego. Con la diferencia que las polillas no se ufanan diciendo de si mismas que son seres racionales. Bah, eso creo. La próxima copa que levante lo haré brindando a su salud. Porque si algo hermana a los hombres son las desgracias compartidas. De nuevo, es lo que creo.

 
At 8:26 a. m., Blogger J. Hundred said...

*viejex! lo más desconcertante de las polillas que van hacia la luz, es la convicción. salud.

 
At 12:51 a. m., Blogger Mr. Kint said...

Excelente, Juan.
Con lo poco que estoy mojando el bizcocho sospecho que es un buen momento para hacerme un chequeo.
Podría ser peor; podría estar casado, por ejemplo.
Un abrazo

 
At 8:32 a. m., Blogger J. Hundred said...

*mr. kint! yo, que no le gané a nadie, puedo afirmar que la gente casada tiene una bovina expresión en sus resignados rostros. ‘existen cosas peores que estar solo’, así empezaba un poema del superior buk. ese sí que sabía. 1abrazo.

 

Publicar un comentario

<< Home